Tema 8: El mal en el mundo

Texto completo

(1)

Vicariato Apostólico de Yurimaguas

Tema 8: El mal en el mundo

A través de este tema queremos identificar el significado y las consecuencias del pecado, reconociendo la bondad y la misericordia de Dios frente a la debilidad humana, por lo que se esfuerza en vivir según el mensaje del Evangelio.

Para ello vamos trabajar con el Libro de los Hechos de los Apóstoles, que se desarrolla en el Capítulo 10, desde el versículo 44, hasta el versículo 48.

COMPETENCIA CAPACIDAD DESEMPEÑO

Asume la experiencia del encuentro personal y comunitario con Dios en su proyecto de vida en coherencia con su creencia religiosa.

Transforma su entorno desde el encuentro

personal y

comunitario con Dios y desde la fe que profesa.

Ejerce, desde la ética y la moral cristiana, su rol protagónico en la transformación de la sociedad a partir de las enseñanzas de Jesucristo y de la Iglesia.

DESEMPEÑO PRECISADO

EVIDENCIA INSTRUMENTOS

(2)

Vicariato Apostólico de Yurimaguas

SUGERENCIAS

Estimados maestros y maestras:

Las circunstancias nos han llevado a iniciar una nueva manera de llevar a cabo nuestra enseñanza, por eso, es que les presentamos los temas y los cuadernos de Educación Religiosa.

Para un mejor desarrollo de las sesiones de aprendizaje de religión, sugerimos lo siguientes:

• Presentar el trabajo a los directores, contextualizando de acuerdo a la realidad en la que se vive.

• Es importante tener claro, al inicio de las actividades, lo que se va a realizar, sabiendo el propósito de lo que se quiere logar.

• Los temas a realizar deben tener momentos o acciones claras que el estudiante debe desarrollar, por ejemplo: (una reflexión de inicio, acciones prácticas, celebración.)

• Formar subgrupos con los estudiantes, en el caso de que se tenga algún inconveniente para el desarrollo de las actividades.

• También se pueden realizar algunos videos, grabaciones de los temas para enviar a los estudiantes, sin descartar el envío de materiales a los que nos es posible.

• Si es posible realizar un pequeño plan de trabajo que oriente las actividades para presentar al director.

• En el Cuaderno de Trabajo para los estudiantes, donde hay un resumen de lo que consideramos interesante que ellos tengan, así como varias actividades a realizar.

Queda a criterio de ustedes cuántas actividades dan o cuáles son las que quieren que desarrollen, así como añadir otras que no están aquí. Lo que hemos tratado es de darles unas sugerencias que les ayuden en la realización de actividades para reforzar el aprendizaje de los estudiantes. El Cuaderno de Trabajo se lo presentamos en formato Word, para que así lo puedan imprimir si desean, o bien, puedan trabajarlo en el mismo ordenador con las herramientas que existen, o bien, que ustedes puedan copiar partes de los mismos que les parezcan interesantes y armar nuevas actividades.

Tengamos siempre presente la realidad en que viven nuestros estudiantes para adaptar mejor las enseñanzas que queremos transmitir. Y tengamos también presente, de dar al estudiante las actividades necesarias, pero sin saturarlo entre unos y otros con demasiadas tareas.

Les agradeceríamos que nos hicieran llegar cualquier sugerencia o cambio que

considere la mejora de este material. Pueden hacerlo a:

(3)

Vicariato Apostólico de Yurimaguas

Llersi Casternoque Peña Celular: 965 678 825

Correo electrónico: [email protected]

Victor Hidalgo Chumbre Celular: 952 202 840

Correo electrónico: vittor_78”Hotmail.com

Muchas gracias por su trabajo y su dedicación a la educación de los adolescentes y jóvenes.

Llersi Casternoque Peña

Coordinadora ODEC Nivel Secundario Victor Hidalgo Chumbe

Coordinador ODEC Nivel Secundario

(4)

TEMA VIII: EL MAL EN EL MUNDO

57

Tema 8.- El mal en el mundo

FUNDAMENTACIÓN

Para los griegos, pecar era ‘fallar en la meta, no dar en el blanco’. Solían referirse al pecado como el lancero que erraba su blanco y, por implicación, aludía al concepto de vivir al margen de un código moral o intelectual tenido por meta ideal, debido a una actitud errónea, consciente o inconscientemente.

En hebreo, pecar también significaba “errar” en el sentido de no alcanzar un camino, un objetivo, entendiendo que se desviaban de las metas morales En el cristianismo se entiende por pecado, el alejamiento del hombre de la voluntad de Dios. Para mantenerse en el camino de Dios, la persona humana está en lucha permanente contra el pecado, con la esperanza de tener la victoria sobre él.

Identifica el significado y las consecuencias del pecado, reconociendo la bondad y la misericordia de Dios frente a las debilidades humanas, por lo que se esfuerza por vivir según el mensaje del Evangelio.

Mateo 5, 21-24

CONOCEMOS LA REALIDAD

Despertando el interés

Escuchamos el siguiente relato: “La subasta del diablo”.

El día de su jubilación (si se puede hablar de jubilación) el diablo sacó a subasta todas sus herramientas. Todas expuestas al público daban un espectáculo un tanto macabro.

Había, codo con codo, junto al odio, la envidia, la lujuria, la mentira, la hipocresía y otras muchas herramientas de destrucción.

Curiosamente, un poco apartada se encontraba una de apariencia insignificante, pero con un corte muy afilado. Alguien le preguntó:

_ ¿Para qué sirve ese instrumento?

_ Se trata del desánimo, respondió el diablo.

_ ¿Y por qué le has puesto un precio tan alto?

_ Porque lo utilizo mucho más que los otros. Con algunos cristianos no funcionan las otras herramientas pero ésta siempre es eficaz. Con ella penetro absolutamente en todos los ambientes. Y esto explica por qué es la que más uso.

Recogiendo los saberes previos

✓ ¿Has conocido alguna de esas herramientas que, como dice el relato, usa el diablo?

✓ ¿Alguna vez te has desanimado en la vida? ¿Crees que había motivo para ello?

✓ ¿Qué características tiene una persona desanimada?

✓ ¿Crees que a través del desánimo entran otros males en el espíritu de la persona?

Confrontando los saberes

✓ ¿En qué puedes reconocer que el mal está presente en el mundo?

✓ ¿Por qué crees que las personas se empeñan en realizar el mal, si sabemos que sólo lleva sufrimiento?

✓ ¿Crees que hay alguna solución para que las personas no hagan el mal?

✓ ¿Crees que en tu familia, en tu colegio, en tu comunidad, el mal también está presente?

✓ ¿Cómo sientes que el mal está presente en ti? ¿Puedes dominarlo?

(5)

TEMA VIII: EL MAL EN EL MUNDO

58

CONSTRUYENDO EL APRENDIZAJE

Iluminando con la Palabra de Dios

El pecado es la violación de la ley moral divina, claramente conocida y libremente querida. El término pecado, para designar el mal moral, es de origen bíblico, y la escritura lo usa frecuentemente.

Sólo puede haber pecado si hay acto libre, es decir, si existe un conocimiento de lo que se hace y de su maldad, y la voluntad que quiere hacerlo. El acto puede ser interno (pensamiento) o externo (palabra y obra), y puede ser incluso por omisión. De ordinario, nadie peca por afán de transgredir la Ley de Dios, sino por amor a un bien fuera del orden de esa ley.

A lo largo de todo el capítulo tres del génesis se nos muestra la caída del hombre, esto es fruto de la Soberbia, pues el hombre quería ser como Dios. Con la caída entra el desorden, el pecado y la muerte.

La Sagrada Escritura habla de dos tipos de pecados. Unos que producen la muerte y excluyen del Reino de los Cielos, separan de Cristo, rompen la unión con Dios. Otros, en cambio, en los que el justo mismo cae varias veces al día, pero no excluyen de la amistad con Dios.

La esencia del pecado radica en el rechazo a Dios o a un desorden respecto a la voluntad de Dios.

Para que haya pecado se requiere:

✓ Materia grave: que el objeto del acto supone un desorden grave contra la ley de Dios

✓ Plena advertencia: El sujeto, en el perfecto uso de su razón, conoce que está obrando el mal en materia grave.

✓ Pleno consentimiento: La voluntad se adhiere al objeto malo, sea por propia elección o consintiendo a un movimiento pasional desordenado. Basta que el quiera un acto que es grave objetivamente.

Los principales efectos que causa el pecado en el alma son: Pérdida de la Gracia de Dios; Pérdida de la presencia amorosa de la Santísima Trinidad en el alma; esclavitud del mal; aumento de las malas inclinaciones; remordimiento e inquietud de conciencia.

Los pecados capitales se llaman así porque generan otros vicios. Son los siguientes:

La soberbia: es el afán desordenado por lograr la propia excelencia. El soberbio cree que siempre tiene la razón y piensa que es mejor que los demás y por ello los desprecia. Es el principal de los pecados pues se encuentra en la raíz de toda falta contra Dios. Recordemos que el pecado original es un pecado de soberbia, pues nuestros primeros padres creyeron que podían ser mejores que Dios y que no necesitaban de Él.

La virtud que contrapone este pecado es la Humildad, que consiste en el conocimiento de las propias limitaciones y debilidades, y en la capacidad de restar importancia a los propios logros y virtudes y de reconocer sus defectos y errores.

La avaricia: es el deseo desordenado de los bienes materiales. En vez

de considerar los bienes terrenos como medios para cumplir el plan de Dios, el avaro convierte sus riquezas en dioses a los que sirve y en los que pone toda su confianza.

La virtud que contrapone este pecado es la Generosidad, que es el hábito de dar y entender a los demás. Comparado a menudo con la caridad como virtud, la generosidad se acepta extensamente en sociedad como un hábito deseable. En momentos de desastres naturales, los esfuerzos de la ayuda son

(6)

TEMA VIII: EL MAL EN EL MUNDO

59

con frecuencia proporcionados, voluntariamente, por los individuos o los grupos que actúan de manera unilateral en su entrega de tiempo, de recursos, de mercancías, de dinero…

La lujuria: es la debilidad o afán desordenado por el placer sensual. Se le conoce también como el pecado de impureza.

La virtud que contrapone este pecado es la Castidad, que ayuda a cumplir con las funciones sexuales con las que los humanos nacen. Sostiene que ayuda a la procreación junto a la razón. Considera que por la castidad la persona adquiere dominio de su, todo ello para ser feliz. Para el cristianismo no es una negación de la sexualidad sino un fruto del y consiste en el dominio de sí mismo, en la capacidad de orientar el instinto sexual hacia causas que han definido como más morales ligadas al crecimiento espiritual y corporal de las personas según sus enseñanzas

La Ira: la ira es la pasión desordenada que impulsa a la búsqueda de la venganza por algún mal recibido.

Está muy ligada a la soberbia.

La virtud que contrapone este pecado es la Paciencia, que ayuda a saber sufrir y tolerar las contrariedades y adversidades con fortaleza y sin lamentarse. Esto hace que las personas que tienen paciencia sepan esperar con calma a que las cosas sucedan, ya que piensan que las cosas que no dependan estrictamente de uno, se les debe otorgar tiempo

La Gula: es la búsqueda desordenada de placer en el comer y beber. Evidentemente comer o beber no tienen nada de malo, es más tienen una finalidad concreta que es la de darnos una vida saludable, pero se trata de comer para vivir y no de vivir para comer.

La virtud que contrapone este pecado es la Templanza, que recomienda moderación en la atracción de los placeres y procura el equilibrio en el uso de los bienes creados. Asegura el dominio de la voluntad sobre los instintos y mantiene los deseos en los límites de la honestidad. En un sentido más amplio, los académicos la definen como sinónimo de "moderación, sobriedad y continencia”.

La Envidia: es la tristeza por el bien ajeno. El envidioso se entristece al ver el bien de los demás e incluso llega a tratar de arrebatarlo o impedirlo pues cree que el bien del otro disminuye el suyo.

La virtud que contrapone este pecado es la Caridad, que exige la práctica del bien y la corrección fraterna; es benevolencia;

suscita la reciprocidad; es siempre desinteresada y generosa; es amistad y comunión.

La Pereza: es el rechazo a todo esfuerzo y trabajo.

El perezoso se deja llevar por la búsqueda de comodidad y deja de realizar sus obligaciones. A este pecado se le conoce también como “Madre de todos los vicios” pues el perezoso tiene más posibilidades de dejarse llevar por su inclinación al mal.

La virtud que contrapone este pecado es la Diligencia, que es el esmero y el cuidado en ejecutar algo. Una prontitud de hacer algo con gran agilidad tanto interior como exterior. La ddiligencia con Dios significa cumplir los compromisos del Evangelio. La diligencia con uno mismo significa ser activo, con metas fijas y cumpliéndolas a

tiempo. La diligencia con los demás significa poner entusiasmo en las acciones que se realizan con y para ellos.

(7)

TEMA VIII: EL MAL EN EL MUNDO

60

Contexto de la Lectura

El capítulo nueve de Marcos comienza con la transfiguración de Jesús, donde éste se muestra en todo su esplendor a Pedro, Santiago y Juan, como para darles fuerza y fe en los momentos difíciles que vendrán después.

Luego Jesús hace un milagro con un muchacho enfermo y después anuncia su pasión y su muerte. Parece que no le entienden mucho o que no quieren escuchar esa parte, pues la gente lleva a sus niños junto a él para que les bendiga. Y aquí les dice lo esencial de su mensaje: si alguno quiere ser grande, que se haga pequeño como un niño, si alguno quiere ser autoridad, que se haga servidor de todos. Es en este contexto de encuentro con los niños y de la posibilidad de escandalizar a los pequeños con el pecado, que Jesús muestra todo su rechazo, como no lo encontramos en ninguna otra parte del evangelio.

Para Él, es tan malo el pecado, que nos dice que si la mano, el pie o el ojo, van a ser las causas de pecar, de hacer el mal, mejor sería que los cortáramos o que lo sacáramos, pues es preferible

entrar sin esos miembros en el cielo, a ir a la perdición, al sufrimiento eterno.

Jesús sabe que el pecado es dañino y, lo sabe, porque conoce que la causa de su muerte, será precisamente el pecado de las personas, que dentro de poco, pedirán su ejecución. Por eso dice tajantemente: si alguno escandaliza o hace pecar a uno de estos pequeños que son inocentes, mejor sería para él atarse una piedra grande en el cuello y tirarse al mar, porque el castigo que le espera será peor que eso.

Una ocasión parecida en la que Jesús es tan drástico, es cuando al entrar en el Templo ve todo el negocio podrido que se hace en “nombre” de Dios. Por eso se encoleriza y comienza a derribar todos esos negocios de aquellos que sólo ven a Dios como un beneficio económico. Si Jesús actúa así ante el pecado, es porque sabe del daño que hace a la persona humana.

Escuchamos la Palabra

El que haga caer a uno de estos pequeños que creen en mí, sería mejor para él que le ataran al cuello una gran piedra de moler y lo echaran al mar.

Si tu mano te está haciendo caer, córtatela;

pues es mejor para ti entrar con una sola mano en la vida, que ir con las dos a la gehenna, al fuego que no se apaga.

Y si tu pie te está haciendo caer, córtatelo;

pues es mejor para ti entrar cojo en la vida que ser arrojado con los dos pies a la gehenna.

Y si tu ojo prepara tu caída, sácatelo; pues es

mejor para ti entrar con un solo ojo en el Reino

de Dios que ser arrojado con los dos al infierno,

donde su gusano no muere y el fuego no se

apaga.

(Marcos 9, 42-48)

(8)

TEMA VIII: EL MAL EN EL MUNDO

61

Interiorizando la Palabra:

Jesús siente una profunda misericordia por los pecadores y un profundo rechazo por el pecado. Por eso, a los pecadores, los invita constantemente a la conversión, por eso hace tanto esfuerzos para que entiendan que el pecado los destruye como personas, los mutila

como hijos de Dios, los aparta completamente del camino que lleva a la felicidad plena del cielo.

Jesús viene a buscar a los que están lejos de Dios, pues sabe que esa no es la vida a la que están llamados, quiere abrirles los ojos para que vean el mal que el pecado hace en su vida y vislumbren la felicidad que se tendrá en el cielo cuando uno de ellos, vuelva otra vez al corazón de Dios. Por eso hay que hacer fiesta, porque el pecado mata a la persona, la aniquila; y cuando esa persona se convierte, es momento de hacer una fiesta por todo lo grande.

Jesús sabe el daño que provoca el pecado, pues es consciente de que el pecado, el mal que anida en el corazón de las personas, será el causante de su pasión y de su muerte. El mensaje de amor y de fraternidad que

está transmitiendo, no será aceptado porque el pecado lo impedirá, ya que cegará la capacidad de asombro, de humildad, de sinceridad y de cambio en los corazones de todos aquellos que tenían la oportunidad de salvarle la vida. El pecado será el

causante de la muerte de Jesús.

Y ese pecado, ese mal, sólo se vence con el amor, no hay otra forma. La muerte de Jesús provocada por el pecado, al ser aceptada con un amor infinito, hace que el mal sea destrozado para siempre, y que de ahí en adelante, las personas tengamos la fuerza del Espíritu para levantarnos y volver al corazón de Dios.

Y porque el pecado es un mal grave para toda la humanidad, es que Jesús, después de su Resurrección, envió a sus apóstoles a predicar 'en su nombre la

conversión para perdón de los pecados a todas las naciones'. Este 'ministerio de la reconciliación', lo cumplieron los apóstoles y sus sucesores comunicándoles el perdón de Dios, por el Bautismo y el sacramento del perdón.

Mensaje para hoy

La Iglesia, como parte indispensable de su misión evangelizadora, muestra una particular preocupación por el hombre contemporáneo, cuya dignidad y derecho son amenazados y violados. Por esto nos anuncia la LIBERACIÓN del pecado, ya que este es la raíz de toda esclavitud.

Uno de los graves problemas de nuestra época es la progresiva pérdida del sentido del pecado, con la consecuencia de que también entre los cristianos se

difunde un peligroso sentido de colaboración al mal, personal y social. Con frecuencia, la falta de conciencia del pecado demuestra un menor sentido de la presencia de Dios: "si decimos: 'no tenemos pecados', nos engañamos y la verdad no está en nosotros". Pero que el hombre se sienta íntimamente pecador se pone de manifiesto ya en

el Evangelio, cuando a la invitación de Jesús: "Aquel de ustedes que esté sin pecado, que le arroje la primera piedra", nadie asume la responsabilidad de apedrear a la mujer pecadora.

Pero, si el hombre no se siente esclavo del pecado, ni siquiera tenderá a la conversión, demostrando, así, que no acepta esa invitación a iniciar una nueva vida. Y entonces se provoca todo ese mal que nos encontramos cada día: violencia y desunión en las familias, violencia en las calles y en las relaciones de los más fuertes contra los más débiles, injusticia en la distribución de la

riqueza, rechazo de unos a otros por el simple hecho social, religioso, geográfico, cultural…

(9)

TEMA VIII: EL MAL EN EL MUNDO

62

corrupción en los cargos públicos, irresponsabilidad en los deberes, violación de los derechos, tráfico de niños y niñas…

El mal que casi masticamos cada día es fruto del pecado, y cada uno de nosotros tiene parte de responsabilidad en los que ocurre en la sociedad.

Estamos muy acostumbrados a echar la culpa a otros, pero lo cierto, es que nosotros también somos culpables de lo pasa en la sociedad, porque nosotros también formamos parte de ella, si dejamos que el pecado penetre en nosotros.

Cualquier imagen de sufrimiento, de violencia, de abuso… debe penetrar en nosotros y hacernos reflexionar sobre la responsabilidad que tenemos en lo que está ocurriendo, pues el pecado siempre lleva asociado el mal y las consecuencias que hemos dicho.

Convirtamos nuestros corazones a Cristo para que cambiemos nosotros y así pueda cambiar también nuestra familia, nuestro colegio y nuestra sociedad.

Conversamos

✓ ¿Cómo definirías con tus palabras lo que es el pecado?

✓ ¿Cuáles crees que son las peores consecuencias del pecado?

✓ ¿Crees que todos somos pecadores?

✓ ¿Por qué crees que nos cuesta tanto hacer el bien, no pecar?

✓ ¿Cómo sería nuestro mundo si no hubiera pecado?

Recordamos

El hombre al pecar rompe la amistad con Dios.

Convertirse es cambiar el corazón hacia Dios.

Por el pecado entra todo el mal en nuestra vida, en nuestra familia y en nuestra sociedad.

Las consecuencias del pecado son la violencia, el sufrimiento y el abuso.

APLICAMOS LO APRENDIDO

Actuando en la vida

➢ Sabemos que el pecado rompe toda la fraternidad en los hombres y los esclaviza. AsÍ vemos que en nuestra realidad se experimenta muchas injusticias en las actividades de nuestra vida. Para cada punto, escriban los efectos que produce.

✓ Sistemas Económicos injustas, que crean:

✓ La desintegración familiar, que origina:

✓ La carrera armamentista o guerras, que fomenta:

✓ La pérdida y crisis de valores, que causa:

✓ La desorientación de la juventud, que da lugar

✓ La violación de los Derechos Humanos, que origina:

➢ Comenta las siguientes frases:

✓ “Ser cristiano es comprometerse en la marcha de la historia hacia la integración comunitaria de los hombres, que ha de culminar en el REINO DE DIOS”

(10)

TEMA VIII: EL MAL EN EL MUNDO

63

✓ “El Verdadero Cristianismo no se vive solamente en el templo como en un refugio escapista de la realidad, sino más bien, en la práctica de todos los días, y en el encuentro creador con Dios y lod demás hombres”

✓ “La conversión nace de un reconocimiento de la propia situación constatándose con el plan de Dios sobre nosotros”.

➢ En grupo, grafican en un papelote el pecado social que se da hoy día, entendiéndolo como el mal que se está estableciendo en la sociedad. Luego lo presentan a los demás y se entabla un debate.

➢ Se hacen siete grupos. A cada uno se le asigna un pecado capital y su virtud. Preparan una escenificación donde se sepa en qué consiste ese pecado capital, cuáles son las consecuencias que provoca y cómo se puede vencer a través de la virtud que le acompaña. La escenificación es libre, ya que pueden hacerlo en la

modalidad que deseen.

➢ Por grupos preparan una campaña publicitaria para abandonar el pecado y practicar la virtud. La presentan ante los demás compañeros y se realiza un debate. Luego pegan en su salón o en el mural, los trabajos realizados.

➢ Por grupos preparan una canción que invite a dejar los vicios y a practicar la virtud. La presentan ante los demás y socializan su contenido.

➢ Reflexionan sobre las siguientes imágenes y frases.

➢ En el pupiletras, encuentran las siguientes palabras:

SOBERBIA, HUMILDAD, AVARICIA, GENEROSIDAD, LUJURIA, CASTIDAD, IRA, PACIENCIA, GULA, TEMPLANZA, ENVIDIA, CARIDAD, PEREZA, DILIGENCIA, PECADO, CAPITAL.

E S O B E R B I A A P B Q C R D S E L T

N F U G V H W A Z N A L P M E T I X A D

V J A V A R I C I A Y E K Z L A M B T A

I N P C Ñ D O E A I C N E I C A P P I D

D F E L U J U R I A Q G R H S I T J P I

I U R K V L W M D X D A D I T S A C A R

A Y E N I R A O Z Ñ A O B P C Q D R C A

E S Z F T G U H D A D I S O R E N E G C

V I A W J G U L A X K Y L Z M A N B Ñ C

D I L I G E N C I A O D D A D L I M U H

(11)

TEMA VIII: EL MAL EN EL MUNDO

64

Compromisos

Personal: Pongo los medios para no caer en pecado.

Social: Reparo los daños que he hecho a los demás.

Eclesial: Pido perdón a Dios por el mal que he realizado.

Ecológico: Buscaré los medios para cumplir las virtudes.

Viviendo la Celebración

En este momento vamos a colocar una mesita en el centro del aula, con una Biblia y una vela encendida, significando que Dios está en medio de nosotros. En su presencia, realizamos esta celebración.

✓ Iniciamos: En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.

✓ Entonamos el canto: “Piedras a un inocente”.

Él nos hizo un paraíso, nosotros nos mudamos a un árbol.

Él nos llenó de regocijo, nosotros lo volvimos sarcasmo.

Nos dejó todo en equilibrio, nosotros inventamos el caos.

Nos dejó abierto su camino, nosotros preferimos atajos, que nunca llevan a ningún lado.

Él hizo crecer la hierba, jamás te dijo que la fumaras.

Él puso vida en la naturaleza, tú dime quien se empeña en matarla.

Nos heredó la tierra entera, nosotros quisimos lotizarla.

Así inventamos las fronteras, también las guerras para trazarlas, y la ONU para justificarlas.

Y el mundo tira, tira, tira, tira piedras a un inocente.

Y el mundo grita, grita, grita: Crucifíquenlo nuevamente.

Y muchos miran, miran, miran, miran y se pasan de frente.

Y allí en el suelo aún se lee: Padre perdónalos.

Él nos hizo x o y griega, los genes nunca entraron en dudas.

Él hizo el tiempo y la paciencia, nosotros los volvimos premura.

Él siempre ha hablado con franqueza, el ser humano es quien disimula.

Nos dio alimento a manos llenas, nosotros inventamos la hambruna, los preservantes y la envoltura.

Él hizo el sexo precioso, nosotros lo hemos menospreciado.

Él dejó entera la capa de ozono, nosotros le hicimos el forado.

Él siendo Todopoderoso no tendría porque que soportarnos.

Más se hizo hombre por nosotros. Murió en la cruz para liberarnos.

Pero insistimos en ser esclavos.

✓ Recordamos brevemente la lectura bíblica de hoy.

✓ A continuación se realiza un pequeño comentario sobre el mensaje que nos deja la lectura para nuestras vidas.

✓ Juntos recitan la siguiente oración:

Padre, sé que no he seguido tu Palabra y que mis pecados me han separado de ti.

Estoy sinceramente arrepentido

y ahora quiero dejar mi pasado y dirigirme hacia ti.

Por favor, perdóname y ayúdame a no pecar de nuevo.

Te pido que Jesús se convierta en el Señor de mi vida,

a que gobierne y reine en mi corazón de este día en adelante.

Envía tu Espíritu Santo para que me ayude a estar cerca de ti. Amén.

✓ En forma espontánea los alumnos y alumnas hacen una oración de petición o de agradecimiento, relacionada con el tema de hoy.

✓ Al finalizar las peticiones, oramos con el Padre Nuestro.

✓ Terminamos la celebración con el canto: “Piedras a un inocente”.

Figure

Actualización...

Referencias

Actualización...

Related subjects :